Logo Empresa

Noticia ampliada

El botiquín perfecto del viajero extremo.

12-01-2015 | Mª del Mar Faraco Oñorbe

  • 13331.jpg
Los viajes que podríamos definir como “extremos” desde un punto de vista de salud y seguridad, son aquellos viajes de aventura que se realizan en condiciones de relativo aislamiento y con un difícil acceso a una atención médica adecuada, y, en mayor medida si asocian actividades de riesgo de tipo deportivo, como pudiera ser el realizar escalada, buceo, bajada de rápidos en canoa, senderismo en zonas remotas o conducción de vehículos en terrenos complejos.

En este tipo de viajes, es, si cabe, más importante la preparación desde todos los puntos de vista, lo que incluye una adecuada planificación sanitaria previa al viaje, que evite, en la medida de lo posible, situaciones de riesgo grave o vital, y que, en caso de presentarse, tengamos previstas las soluciones de urgencia para evitar un desenlace fatal.

En este tipo de planificación para un viaje más “sano” existen tres pilares fundamentales:

La consulta en el Centro de Vacunación Internacional (CVI) de la región en que residamos. Es especialmente importante realizar la consulta con antelación adecuada – unas 6 semanas antes- para posibilitar la adecuada administración de vacunas de pautas multidosis, como la vacuna antirrábica, las vacunas de las encefalitis (japonesa y por garrapatas) o la vacuna de la hepatitis B, ya que los viajes de aventura son, precisamente, los que más a menudo precisan este tipo de vacunas, no tan habituales en viajes de ocio organizado. En los CVIs se recibirá asimismo, la pauta de medicación preventiva contra el paludismo, en caso de ser necesaria por la zona a visitar y una serie de consejos generales sobre educación sanitaria, que son la base de la diferencia real entre un viaje sanitariamente inseguro y sus posibles consecuencias y un viaje sin contratiempos de salud. Así mismo, nos pueden ayudar en la elaboración de un botiquín de viaje adecuado.

La contratación de un seguro de asistencia en viaje de alta cobertura, así como la planificación previa al viaje de las posibilidades de asistencia sanitaria adecuada a nivel local. Es decir, hay que disponer de un esquema previo de los puntos de asistencia sanitaria fiable cercanos a nuestro itinerario, para poder acudir en caso de emergencia con relativa prontitud, y tener por escrito y detallado un posible plan de evacuación urgente, sin olvidar en él la necesidad de contar con un teléfono o sistema de radio que garanticen la comunicación aún en las zonas más remotas. Es fundamental tener contratado un seguro de asistencia sanitaria en viaje que nos asegure la cobertura aún en las condiciones y zona del viaje, ya que muchos de los seguros médicos de viaje habituales no contemplan determinadas zonas o expresamente no cubren los daños derivados de actividades de riesgo.

La elaboración de un botiquín de viaje de mayor amplitud y complejidad de los recomendados habitualmente a los viajeros en viajes turísticos organizados. Estos botiquines precisan, no solo de mayor número de fármacos y productos sanitarios, sino del conocimiento sobre su uso adecuado siendo siempre necesario llevar una buena guía escrita sobre su utilización.

NOTA: También es conveniente llevar, junto al material y la guía de primeros auxilios, un Documento general con los datos básicos siguientes:

-Personas de contacto en el país de origen (con el teléfono internacional)

-Lugar/es de alojamiento principal en los puntos de destino

-Datos del seguro de viaje y/o asistencia sanitaria en viaje

-Datos de contacto de la Embajada española más cercana a los destinos elegidos.

Elaboración del botiquín

El botiquín adecuado para un viaje de aventura en regiones remotas, en el que es posible tener dificultad para obtener ayuda médica adecuada con prontitud, precisa un mayor tamaño, lo que en viajes en vehículos todo terreno es posible de transportar, aunque si se realizan excursiones largas a pie, convendría llevar un pequeño botiquín auxiliar la mochila. Es fundamental equiparlo ayudados por consejo médico especializado y, sobre todo, en función de nuestros conocimientos de primeros auxilios (básicos o avanzados)

Es importante que el propio botiquín y el embalaje de los productos que llevamos en él sean adecuados y resistentes, manteniendo siempre los prospectos originales de los medicamentos, ya que serán la base para su uso correcto y seguro. Lo ideal es separar por secciones etiquetadas cada parte del botiquín, de modo que el acceso y localización del material necesario se facilite en una situación que puede ser urgente y conllevar un estrés que dificulte el manejo de lo que en principio parecería sencillo sobre el papel.

Elaboraremos a continuación un ejemplo de botiquín para viajeros “extremos”, que deberá ser siempre adaptado al viajero, al nivel y tipos de riesgo y a los conocimientos del mismo. No debe olvidarse que si el botiquín es muy especializado, puede precisar amplios conocimientos y entrenamiento previo sobre el uso de los diferentes materiales y medicamentos. Para resultar más sencillo, dividiremos el contenido en “X” secciones: material de cura y vendajes, medicamentos básicos –subdivididos a su vez por posibles usos- y material de emergencia vital. A eso habrá que añadir siempre una guía de uso (de Primeros Auxilios), que puede adquirirse en tiendas especializadas o descargarse desde Internet, y los prospectos de uso de toda la medicación.

Material de cura y vendajes

- Suero fisiológico: para la limpieza de heridas, ojos, mucosas, etc. Es conveniente llevar al menos 2 envases de 100 cc, para limpieza de zonas amplias, y 1 caja de 30 monodosis, de uso rápido y cómodo.

-Jabón: 1 pastilla de jabón neutro es un material de limpieza de heridas imprescindible en un botiquín, ya que las heridas sucias precisan de limpieza inicial con agua limpia/suero y jabón para eliminar la suciedad y múltiples microorganismos sensibles al jabón (ej: el virus rábico).

- Antiséptico: Sustancia cuyo objetivo es la prevención de la infección evitando el crecimiento de los gérmenes en una lesión. Los ideales para desinfectar heridas son la clorhexidina(solución tópica al 1%, envase de 125 o 250 ml) y/o la povidona yodada (solución cutánea al 10%, envase de 125 ml). No son convenientes para heridas abiertas el alcohol o el agua oxigenada, pues dificultan la cicatrización.

-Gasas estériles (20x20cm): Es conveniente llevar 1 caja de gasas estériles (unas 50 unidades) en paquetes separados, ya que son imprescindibles para los más variados primeros auxilios, desde la limpieza de una herida, hasta la detención de una hemorragia o la extracción de un cuerpo extraño en el ojo.

-Compresas estériles (45x45cm): Gasas de gran tamaño, 5 unidades, para heridas de gran tamaño o hemorragias abundantes.

-Vendas: Deben llevarse al menos 4 vendas elásticas de diferente tamaño y 2-3 vendas de gasa. Igualmente es conveniente siempre llevar un par de vendas triangulares, para facilitar la inmovilización de fracturas hasta la llegada al centro sanitario.

-Esparadrapo: 1 rollo de esparadrapo de tela. Se precisará para cerrar vendajes y puede usarse para la prevención de ampollas, sujeción de fracturas en los dedos, etc…

-Guantes desechables: al menos 2 pares de guantes estériles de talla adecuada y 6 pares de guantes no estériles, para el manejo de heridas, hemorragias, etc, con seguridad.

-1-2 Bisturís desechables

-1 Tijeras

-Apósitos plásticos (“tiritas”): 1 caja grande de distintos tamaños o de tira para cortar.

-Puntos de aproximación: 1 caja de puntos de aproximación para el cierre de pequeñas heridas

-10 depresores linguales: Serán útiles en caso de fracturas en dedos, así como para la observación de la cavidad bucal.

-Puntos de sutura estériles no reabsorbibles con aguja recta: 2 envases de tamaño medio (3 ceros). Los puntos de sutura con aguja curva son complejos de usar, pues necesitan instrumental para ello. Los de aguja recta se utilizan a modo de costura “normal”, aunque el resultado estético es algo peor. Se puede sustituir por una grapadora cutánea estéril de 35u. Pueden usarse en caso de urgencia o aportarse al centro sanitario donde nos atiendan si no nos ofrece garantías de esterilidad el material que utilizan.

-Un collarín cervical (1 unidad rígida, mediana o ajustada al tamaño del aventurero).

Material médico y complementario

-1 termómetro digital.

-Jeringas desechables estériles: 2 jeringas con aguja de 1 cc, 2 de 5cc y 2 de 10cc. Pueden tener diversos usos, pero es fundamental llevar con nosotros jeringas y agujas fiables para solicitar sean utilizadas en determinados centros asistenciales remotos donde no tengamos garantías de la esterilidad de las agujas propias.

-Pinzas. Serán necesarias para extraer puas, garrapatas, etc…

- Preservativos.

-Repelente de insectos: Los mejores, sobre todo para regiones donde los insectos pueden trasmitir enfermedades (malaria, dengue, filariosis…) son aquellos a base de DEET al 35-50% o de Icaridin al 20%. En regiones de alto riesgo deben complementarse con medidas anti-picaduras del tipo mosquiteras, insecticidas, ropa adecuada

(Ver:http://www.amse.es/index.php?option=com_content&view=article&id=345:insectos-transmisores-de-enfermedad&catid=44:recomendaciones-generales&Itemid=90) 

-Crema solar: Con Factor de protección de al menos 15 SPF

-Sistema de purificación de agua: Existen muy diversos tipos, como los comprimidos purificadores, el hipoclorito sódico, la tintura de yodo…

(Ver:http://www.amse.es/index.php?option=com_content&view=article&id=293:potabilizacion-del-agua&catid=44:recomendaciones-generales&Itemid=90) 

- Terrones/sobres de azúcar: en casos de hipoglucemias leves-moderadas, se solucionaran inicialmente con 1 sobre o dos terrones de azúcar (o una bebida azucarada)

Medicamentos básicos:

Medicación propia. Si se sufre alguna enfermedad de base que precise medicación continúa u ocasional, debe llevarse siempre en cantidad suficiente para cubrir la duración del viaje y la posibilidad de que se prolongue por circunstancias inesperadas. Además, debe ir acompañado de un informe médico, preferiblemente en inglés, en el que conste el diagnóstico/s y la dosis y nombre genérico de la medicación, por si se precisará atención médica en relación a la condición pre-existente y conocida.

Medicación específica por el destino, habitualmente la medicación antipalúdica (prevención de la malaria), en caso de ser pautada en el Centro de Vacunación Internacional.

Medicamentos para el dolor y/o fiebre:

Paracetamol, compr de 650- 1000 mg: analgésico de primera elección Ibuprofeno, compr 600mg u otro antiinflamatorio no esteroideo (AINEs): sirven como analgésicos+ acción antiinflamatoria

Codeína, comprimidos de aprox. 30mg ( o en combinaciones preexistentes de paracetamol 500mg+codeína 30mg): para dolores intensos

Medicamentos para molestias digestivas/diarrea:

Anti-diarreico: Loperamida, cápsulas 2 mg [Nota: No debe utilizarse ante diarreas graves, con fiebre elevada, muchas deposiciones o presencia de sangre en heces]

Antibiótico de amplio espectro por si se precisa autotratamiento de diarreas graves (ver abajo)

Sales de rehidratación oral. Para una mejor rehidratación en caso de diarreas abundantes u otras causas de pérdida de líquido.

Estreñimiento: Supositorios de glicerina, microenemas (Citrato/Lauril sulfoacetato 450 mg/ 45 mg solución rectal) o un laxante suave (ejemplo: lactulosa, sol. oral 0,67 g/ml)

Dolor de estómago (Antiácidos). Es conveniente llevar omeprazol (comprimidos de 20 mg) y algún antiácido menos potente, como comprimidos de Almagato de 500mg, para uso puntual.

Medicamentos para molestias respiratorias:

Problemas resp. de tipo asmático o alérgico: 1 Inhalador de salbutamol

Antitusígeno: Dextrometrorfano en jarabe o comprimidos

Otros:

Antihistamínico (contra las alergias). Ebastina, compr. 20mg o Loratadina, compr 10mg. Puede usarse antes síntomas alérgicos y también, por ejemplo, en caso de múltiples picaduras de insectos.

Mareo (cinetosis: mareo por movimientos): Dimenhidrinato, compr. 50mg

Ansiedad y/o problemas de sueño: lorazepam, compr. 1mg (o una benzodiacepina de acción suave-media similar)

Antibiótico de amplio espectro: En general, si no existen contraindicaciones expresas, se recomiendan antibióticos del grupo de las quinolonas (ciprofloxacino 500mg) o la combinación de amoxicilina con ácido clavulánico (500/125 mg), ya que son útiles para multitud de tipos de infecciones, ya sean respiratorias, digestivas (diarreas graves), urinarias, dentales…

Material de emergencia grave

Tubo de Guedel (tubo orofaringeo): 2 unidades de distinto tamaño (nº 3-4 o , mejor, adaptado al viajero en particular)

Jeringa precargada de 1 ml de adrenalina: 2 unidades. Para uso en alergias graves, con dificultad respiratoria, entre otros posibles usos.

Corticoesteroides: Metil-prednisolona, comprimidos de 40 mg (no es necesario llevarlos en forma inyectable, ya que la inyección intramuscular no es mucho más rápida que la forma oral, aunque si la intravenosa). Para alergias graves y como antiinflamatorio potente, entre otros posibles usos.

Diazepam: 1 Microenema de 10 mg. Uso sencillo en convulsiones epilépticas.

Guías de Primeros Auxilios de calidad en Internet.

Una excelente guía de primeros auxilios, de descarga en internet y no de venta al público, es la “Guía sanitaria a bordo”, del Instituto Social de la Marina español. Aunque se refiere al entorno marítimo, y tiene partes específicas para este entorno, es muy útil como Guía de uso general, ya que los buques son un ejemplo de lugar aislado en el que la ayuda médica puede tardar en llegar. http://www.seg-social.es/prdi00/groups/public/documents/binario/175152.pdf.

Guía de Primeros Auxilios de SAMUR-Protección Civil. Otra muy buena guía de actuación ante emergencias, descargable en Internet, es la de los servicios de Urgencia y Rescate de la Comunidad De Madrid. http://www.madrid.es/UnidadesDescentralizadas/Emergencias/Samur-PCivil/Samur/Apartados-secciones/6-%20Descargas%20y%20Publicaciones/Ficheros/Guia_PrimerosAuxilios_SAMUR.pdf

Otra buena guía de primeros auxilios en internet se puede encontrar en el “Manual de primeros auxilios 2005” del Ejército nacional de Uruguay, aunque está desactualizada la parte de Reanimación cardiopulmonar, que debe sustituirse por una guía más actual(las recomendaciones se han simplificado, dando menor importancia a la vía aérea y más al masaje torácico) http://www.ejercito.mil.uy/cal/sse/Manuales/Manual%20Primeros%20Auxilios%202005/MANUAL%20PRIMEROS%20AUXILIOS%20Capitulos.pdf

Secuencia de Reanimación cardiopulmonar básica actualizada (descargable en internet):

http://www.fundaciondelcorazon.com/images/stories/file/ficha-paciente-rcp.pdf

 

*Autora del artículo: Mª del Mar Faraco Oñorbe, Médico del Centro de Vacunación Internacional de Huelva (Jefa de Servicio de Sanidad Exterior en Huelva). mar.faraco@seap.minhap.es.es

Imágenes créditos: Archivo, GRanger, AliciaSornosa.com, FirstAidKit

Suscríbase a nuestro boletín
Le mantendremos informado de nuestras últimas novedades ¡¡no lo pase por alto!!.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.